CHARPLANINATZ

De nacionalidad yugoslava, es un óptimo perro de pastor capaz de hacer frente y derrotar a los lobos que con frecuencia amenazan a los rebaños. Perro muy duro, vive perfectamente al aire libre resistiendo sin problemas cualquier inclemencia y soportando, de manera increíble, largas marchas con los rebaños durante las cuales se convierte en un incansable cuidador de sus ovejas. Durante esos trayectos, gracias a su intuición verdaderamente excepcional, elige los caminos menos peligrosos, evitando que algún animal caiga por barrancos o despeñaderos.

Es una raza que, teniendo sus orígenes en tiempos bastante remotos en los molosos orientales, se ha fijado en el curso de los siglos, adecuándose, a través de una selección y determinación de los caracteres, a las exigencias ambientales y a sus específicas características de utilización. En efecto, es empleado desde hace siglos como excelente perro de pastor y como guardián de los establos, combatiendo con frecuencia contra animales más grandes que él.

Su aspecto general da la impresión de un perro de osamenta robusta, fuerte y potente. La cabeza tiene un cráneo fuerte con orejas de inserción alta que el perro lleva en porción oblicua. Los ojos son oscuros, ligeramente almendrados y con expresión seria y melancólica. La dentadura tiene un cierre perfecto en tijera, con caninos muy desarrollados. El cuello no es muy largo, el tronco, ligeramente alargado, está sostenido por extremidades potentes y musculosas y bien verticales, con pies compactos y almohadillas plantares muy duras. La cola nace muy arriba, es colgante y con una hermosa curva en la parte inferior. La capa es de color gris hierro, en tonalidades más o menos oscuras, con pelo bastante largo, uniformemente distribuido sobre todo el cuerpo, salvo en el hocico y las extremidades, y subpelo muy duro. Tiene un andar amplio y desenvuelto, llevando hacia adelante, la cabeza y el cuello.

Altura y peso. Alzada a la cruz: machos de 55 a 60 cm., hembras de 50 a 55 cm. Peso de 25 a 35 kg. Cabeza. Trufa muy desarrollada, poco saliente, negra. Caña nasal recta. Labios cerrados, secos, bien pegados a la dentadura. Hocico de longitud media, ancho, que se afina ligeramente hacia el extremo. Stop poco evidente. Cráneo robusto, enjuto. Frente ligeramente convexa, ancha entre las orejas y más fina hacia el hocico. Hendedura central, apenas perceptible. Mejillas redondeadas lateralmente. Mandíbulas muy fuertes y de igual longitud . Ojos. No prominentes, almendrados de color oscuro y con comisuras palpebrales bien pigmentadas. Orejas. De inserción alta, con forma de "V", de longitud mediana, el perro las lleva oblicuamente. Cuello. De inserción baja, no muy largo, muy musculoso. Extremidades anteriores. Hombros anchos de mediana longitud, emplazados oblicuamente. Antebrazos bien verticales y muy musculosos. Carpos robustos. Metacarpos ligeramente oblicuos. Cuerpo. Pecho bien desarrollado. Caja torácica larga, profunda y ancha. Costillas y esternón bien arqueados. Dorso moderadamente largo, ancho y recto. Lomo ancho, ligeramente "ensillado". Grupa no muy larga, ancha y recta. Musculatura del vientre, bien desarrollada. Extremidades posteriores. Muslos largos y bien musculosos. Patas moderadamente largas y robustas. Corvejones muy fuertes. Metatarsos corto y verticales. Pies. Redondos, con dedos bien cerrados y arqueados. Uñas negras plantas duras. Cola. De inserción, longitud mediana, colgante y curvada en reposo, el perro la levanta a nivel del dorso cuando se pone en movimiento. Pelaje. De una longitud superior a los 10 cm., regularmente distribuido, con subpelo denso. Color gris-hierro, claro u oscuro, a veces con una mancha blanca sobre el pecho y manchas blancas en los pies.

ALIMENTACION. Las necesidades diarias de mantenimiento calculadas según el tamaño, están comprendidas entre las 1.500 y las 1.900 Kcal. Animal que no teme las inclemencias del tiempo, está provisto de un largo pelo y de un denso subpelo que le garantizan una leve dispersión térmica y una particular resistencia al agua. Es preciso complementar su dieta con vitaminas y ácidos grasos insaturados contenidos en aceites vegetales, tocino, etc.

CUIDADOS DIARIOS. Los cuidados de la capa deben realizarse con un cepillo de púas metálicas anchas, capaces de eliminar, con un movimiento enérgico, pelos muertos, residuos, polvo, etc. Como para todos los perros de pelo largo, el cepillado debe acompañarse de un adecuado control de la eventual presencia de ectoparásitos (pulgas, garrapatas, etc.), muy importante para la salud del animal.

CON EL VETERINARIO. Como a todos los perros que pasan la mayor parte de su vida al aire libre, también al pastor yugoslavo es necesario extirparle los espolones inmediatamente después del nacimiento, para evitarle continuas heridas que se produce al engancharse aquéllos con ramas, zarza, etc.